Sentí pena por Leonel

Julio Hazim

REVISTA110.- SANTO DOMINGO.- Para mí resulta penoso cuando un hombre como Leonel Fernández después de ejercer el poder plenamente, en un país donde un presidente es lo que más se parece a un rey y a Dios, tiene que estar buscando el apoyo popular de nuevo con promesas que lo que dan realmente es pena.

El propio Fernandez criticó el acto cuando habló del maestro de ceremonia señalando que este era un acto político, no era una presentación de Ricky Martin.
Por cierto el tren que anunció como oferta electoral fue asignada a su construcción al señor Ventura Asilis en el gobierno de Hipólito Mejía y el congreso lo tiene aprobado y no se hizo porque ese señor tiene problemas de acusaciones de corrupción en Puerto Rico.