Ginebra llegó a un acuerdo internacional que prohíbe la violencia y el acoso laboral

REVISTA110.- Este viernes, durante la Conferencia del Centenario de la Organización Internacional del Trabajo en Ginebra, se llegó a un acuerdo internacional histórico que prohíbe la violencia y el acoso laboral.

La convención, legalmente vinculante, fue aprobada por 429 votos a favor en una votación en la que participaron representantes de Gobiernos, empleadores y trabajadores.

Según la nueva norma, la violencia y el acoso en el trabajo «constituyen una violación o abuso de los derechos humanos».

Definido como un comportamiento que probablemente produzca «daño físico, psicológico, sexual o económico», la violencia y el acoso también se consideran «una amenaza para la igualdad de oportunidades» que es «inaceptable e incompatible con el trabajo decente».

El Secretario General, António Guterres, aplaudió la aprobación de la convención y la celebración del centenario de la OIT.

“Los felicito por la adopción de una Convención sobre la violencia y el acoso en el mundo laboral. No solo está celebrando un centenario, sino que se basa en un legado de logros guiado por la antigua visión de la justicia social a través del diálogo social y la cooperación internacional”.