REVISTA 110, SANTO DOMINGO. -El Capitán de la Fuerza Aérea de República Dominicana, Narciso Sánchez Jiménez, acusado del asesinado a la estudiante de Medicina Yulissa Merdely Acosta, y de herir al novio de esta, dijo, según la Policía Nacional, que disparó porque pensó que era un asalto.

El vocero de la Policía Nacional, coronel Frank Durán Mejía, aseguró que el capitán admitió haber cometido el hecho y que disparó porque después del roce entre los dos vehículos Yulissa y su novio “se estaban riendo”.

“Según su testimonio (el del capitán), ellos se rieron y trataron de escapar y ahí fue donde realizó los disparos”, indicó el vocero.

Sánchez Jiménez conducía un vehículo color Verde y pertenecía al comando de seguridad de la Base Aérea de San Isidro, asignado al Instituto de Desarrollo técnico Corporativo (Idecop).